• Más de 225 000 pedidos al año
  • Más de 35 millones de imanes en stock

Demostración de la temperatura de Curie

Así se puede ilustrar la abstracta temperatura de Curie
Autor: Niels Gierse, Köln, Alemania
En línea desde: 05.10.2010, n.º de visitas: 40506
Si un imán se calienta sobrepasando una cierta temperatura, pierde sus propiedades magnéticas. La aplicación aquí descrita es una sencilla variante del experimento https://es.wikipedia.org/wiki/Temperatura_de_Curie, conocido de la escuela y la universidad; en este último caso se realiza a temperaturas mucho más altas y normalmente con níquel.
Atención: El experimento descrito lleva a la desmagnetización de los imanes que oscila por encima de la vela. Además, el cobre conduce bien el calor, por lo que existe el peligro de quemaduras.

Material necesario:

Explicaciones y elaboración:

El cobre es un material diamagnético, por lo que no se fue influido en demasía por los imanes. Se coge un trozo de alambre de cobre, se introduce un aro magnético por el orificio y se gira el alambre hasta conseguir un soporte oscilante apoyado sobre dos bloques.
El soporte se construye de manera que el aro magnético se balancee casi junto a la llama de la vela. Si se acerca a continuación una pila de imanes del mismo tipo (sobre un tercer bloque), el aro magnético se verá atraído por la vela y esta lo calentará. En cuanto el imán está demasiado caliente (Temperatur T > temperatura de Curie TC), primero se verá atraído muy débilmente por la pila magnética y, finalmente, dejará de hacerlo. De esta manera, el aro magnético retrocede alejándose de la vela. Esto lleva a que el aro magnético se enfríe. El imán frío se vuelve a ver atraído por la pila magnética. Con ello, se vuelve a magnetizar y el fenómeno se repite.
En el vídeo se ve que este efecto puede llevar a un movimiento pendular que se mantiene por sí mismo. Se podría hablar de un motor muy primitivo (calor -> movimiento).

Nota del equipo de supermagnete:
Atención: Debido al gran calentamiento que causa la llama, los imanes pueden perder su magnetización por completo. Hemos publicado una FAQ sobre esta cuestión: ¿Qué temperatura máxima pueden soportar los imanes?.